Globedia.com

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que El Regidor escriba una noticia?

Analizando la ley 176-07 (1ra. parte)

23/11/2009 10:39

0 El Distrito Nacional y los ayuntamientos municipales desde el 2007 tienen una legislación nueva y moderna que les da algunas atribuciones que no tenían en la vieja ley de organización municipal

0

El Distrito Nacional y los ayuntamientos municipales desde el 2007 tienen una legislación nueva y moderna que les da algunas atribuciones que no tenían en la vieja ley de organización municipal, y que tienen carácter de obligatoriedad para los funcionarios elegidos de acuerdo a dicha ley y para los munícipes.

A partir de la promulgación de la LEY 176-07, los ayuntamientos dejan de ser simples recolectores de basuras y tienen la obligación de convertirse en verdaderos instrumentos de desarrollo de los municipios. Además deben garantizar la gestión eficiente, eficaz, transparente y participativa, en base a los principios de descentralización, desconcentración, concurrencia, coordinación y subsidiariedad (Ver artículo 3 de la ley). Un aspecto importante de esta ley es que exige la equidad de géneros, lo que garantiza la potencialización de la mano de obra de nuestras mujeres asegurando su participación en el diario quehacer de estas instituciones.

Un aspecto que nos preocupaba siempre, era la cantidad de embargos a las cuentas bancarias de los ayuntamientos, provocando que cientos de empleados de los mismos no cobraran sus sueldos al final de cada mes. Con esta ley, eso ya no es posible, porque la misma establece de manera clara y precisa que los bienes de los ayuntamientos son inembargables, garantizando que los trabajos diarios y permanentes no se paralicen por este tipo de situación.

Un aspecto importante de esta ley es que le otorga participación directa a los munícipes

Un aspecto a destacar es la especificación de los principios que deben regir a los ayuntamientos, así como a sus funcionarios y los concejales elegidos por los munícipes.

Llama mucho la atención, la intención del legislador que trata de unificar los ayuntamientos, cuando crea una figura jurídica llamada mancomunidad intermunicipal, (ver art. 72 y siguientes de la ley 176-07), esto porque ustedes recordarán la lucha política y legal que libró el extinto Dr. José Francisco Peña Gómez, y las maldiciones recibidas por él cuando planteaba la creación de los mini cabildos, así como el mote de Jack el Destripador que se ganó un dirigente del partido blanco por someter la ley que creaba la provincia de Santo Domingo y la consecuencia de crear 5 nuevos ayuntamientos. (Santo Domingo Este, Norte, Oeste, Boca Chica, y Los Alcarrizos, sumando hoy también a Pedro Brand). (vert. Art. 7. letra B)

Un aspecto importante de esta ley es que le otorga participación directa a los munícipes cuando en su articulado consagra de manera taxativa la participación ciudadana en la distribución presupuestaria de los ayuntamientos a través del presupuesto participativo.

Los munícipes deben exigir la aplicación del Art. 6 letra K de la ley, pues el mismo es una conquista de los sectores mas pobres de los municipios, y hoy todavía los alcaldes no entienden que esa es una obligación a la que no pueden rehuir.

Un aspecto que nos preocupaba siempre, era la cantidad de embargos a las cuentas bancarias de los ayuntamientos

Comentarios

No hay comentarios, se el primero en