Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Redacción Política escriba una noticia?

El acuerdo en Bélgica devuelve las esperanzas sobre la firma de un tratado UE-Canadá

27/10/2016 12:50 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image

La firma del acuerdo comercial entre la UE y Canadá (CETA) vuelve a estar sobre la mesa, tras el desbloqueo este jueves de la situación en Bélgica, aunque ambas partes prefieren mantener la prudencia sobre una nueva fecha a la espera del fin del proceso de aprobación en Europa.

"Tengo el placer de anunciaros que el comité de concertación acaba de cerrar un acuerdo", aseguró el primer ministro belga, el liberal Charles Michel, al término de una serie de maratónicas negociaciones desde comienzos de semana con sus homólogos de los gobiernos regionales belgas.

Esta posición común belga levanta en la práctica el veto al CETA de los gobiernos regionales de Valonia y de Bruselas Capital, así como del ejecutivo de la comunidad francófona, aunque sus parlamentos deben todavía dar el viernes el visto bueno final para la firma del tratado comercial con Canadá.

Tras siete años de negociaciones, la UE y Canadá tenían previsto rubricar el tratado, que crearía un espacio de libre comercio de unos 550 millones de personas, este jueves en una cumbre en Bruselas con el primer ministro canadiense Justin Trudeau, que finalmente anularon al no contar con el 'sí' belga.

La prudencia reina ahora tanto en Bruselas como en Ottawa hasta que "todos los procedimientos para la firma del CETA por parte de la UE finalicen", en palabras del presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk. Pese a este "desarrollo positivo", "todavía hay trabajo por delante", subrayó la ministra canadiense de Comercio Internacional, Chrystia Freeland.

Los embajadores de los 28 países europeos dieron durante la tarde su visto bueno a la propuesta belga, que los diferentes gobiernos del bloque deberán ahora aprobar antes del viernes, según fuentes coincidentes.

"Fumata blanca sobre el CETA finalmente. (...) Espero que se podrá fijar una fecha pronto para la firma del acuerdo entre la UE y Canadá", tuiteó la comisaria europea del Comercio, Cecilia Malmström, tras conocerse el pacto entre belgas.

Más sobre

La firma del acuerdo implicaría su entrada en vigor provisional y parcial, tras la aprobación de la Eurocámara, a la espera de la ratificación por parte de todos los países del bloque, un proceso que puede llevar años.

- Una Valonia 'feliz' -

Valonia, una región de unos 3, 6 millones de habitantes castigada por los efectos de la globalización, ha estado al frente del bloqueo de este tratado comercial, pese al riesgo de tensar aún más sus relaciones con los flamencos de la región belga de Flandes y de abrir una nueva crisis en la UE.

"Siempre hemos luchado porque los tratados refuercen las normas sociales, las normas medioambientales, protejan los servicios públicos", aseguró el presidente regional valón, el socialista Paul Magnette, para quien ahora Valonia está "muy feliz".

En el centro de sus demandas estaba un controvertido mecanismo de arbitraje previsto para solucionar los conflictos entre los Estados y las multinacionales, cuya jurisdicción debe ser "completamente pública" para el líder socialista valón.

Los valones consiguieron garantías por parte del ejecutivo europeo y del Consejo sobre este tribunal, que comenzará a funcionar cuando todos los países del bloque hayan ratificado el acuerdo.

La imposibilidad para la UE de firmar el acuerdo comercial con Canadá, además de afectar a la credibilidad de los europeos en la escena internacional, sembraría dudas sobre su capacidad para negociar con Reino Unido su marcha.

El resto de acuerdos comerciales negociados actualmente entre el ejecutivo europeo con otras regiones, como los países del Mercosur, Japón o Estados Unidos (TTIP), quedarían también en el aire.

Los defensores del CETA consideran que este tratado de libre comercio, que suprime los derechos de aduanas para casi todos los productos, impulsará el crecimiento económico y la creación de empleos.

Pero sus detractores, un centenar de los cuales se manifestaron el jueves ante las instituciones europeas, lo consideran el 'caballo de Troya' del TTIP, mucho más ambicioso.


Sobre esta noticia

Autor:
Redacción Política (31941 noticias)
Fuente:
AFP
Visitas:
2888
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.