Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Redacción Sociedad escriba una noticia?

En Catar, el sistema de la "kafala" se resiste a desaparecer

30/06/2015 17:30 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image

El controvertido sistema de padrinazgo, o "kafala", considerado la causa directa de todos los abusos contra los trabajadores migrantes en Catar, continúa vigente a pesar de las promesas hechas por las autoridades para ponerle fin.

La semana pasada se daban informaciones que aseguraban posibles retrasos en la abolición de la "kafala", que limita la movilidad de los trabajadores migrantes.

El gobierno, generalmente reservado sobre este asunto, utilizó el lunes su nuevo servicio de comunicación para intentar calmar los ánimos y reafirmar que el cambio estaba en camino.

"El Consejo de Ministros va a preparar ahora el proyecto final de reforma de la ley sobre la kafala, que debe estar acabado antes de finales de 2015", aseguró el gobierno.

El ministro de Trabajo y de Asuntos Sociales, Abdallah ben Saleh al Khulaifi, ya se comprometió, pero numerosas organizaciones de defensa de los Derechos Humanos siguen desconfiando, al mismo tiempo que el emirato se enorgulleció de organizar el Mundial de fútbol de Catar para el año 2022.

"No creo que haya la mínima oportunidad de ver un anuncio (sobre la abolición de la kafala) en 2015", consideró Nicholas McGeehan, investigador en el Golfo de la oenegé Human Rights Watch.

Este sistema pone a los obreros extranjeros a la merced de los patronos, que pueden impedirles abandonar Catar o cambiar de empleo.

La fecha límite de diciembre para abolir el sistema de padrinazgo no es la primera anunciada por Doha.

En noviembre, el ministerio de Trabajo y de Asuntos Sociales indicó que haría un anuncio sobre la supresión de la "kafala" a principios de 2015. Pasado este plazo, el mismo ministerio dijo que se haría a principios de mayo.

El último obstáculo vino la semana pasada de la mano del potente Consejo Consultivo, que puso en duda las reformas propuestas, reenvió el proyecto de ley a una comisión para "trabajos suplementarios" e incluso sugirió controvertidas enmiendas.

Esto provocó nuevas críticas por parte de los defensores de los Derechos Humanos y de sindicalistas internacionales, que se preguntan si de verdad existe un auténtico compromiso de Catar para reformar el sistema.

El episodio demostró que a pesar de las críticas, esta práctica continúa teniendo defensores y detractores en los círculos dirigentes de Catar, donde unos quieren la reforma y otros llaman a la prudencia.

"Es una batalla entre los conservadores y los ultraconservadores", comentó McGeehan.

Para Michael Stephens, investigador en el Instituto Británico RUSI, la reforma se torna difícil "ya que no hay suficiente voluntad de cambio en los círculos de negocios".

- 'Impedir salir a los trabajadores ' -

image

En medio de estas discrepancias se encuentran los artículos 7 y 21 del nuevo proyecto de ley, confirmó Yussef Ahmed al Zaman, un abogado de renombre de Catar.

Actualmente, la "kafala" limita la movilidad de los trabajadores migrantes. Lo que proponen los dos artículos es flexibilizar estas condiciones.

El artículo 7 permitiría a cada uno de los 1, 6 millones de empleados abandonar el país informando al ministerio del Interior y no a su patrón, como es el caso actualmente.

El Consejo Consultivo consideró que este artículo va demasiado lejos y pidió un compromiso que permita al empresario dar su opinión.

El Consejo quiere que "el trabajador informe a su patrón cuando decida salir del país, lo que no es muy solicitado", declaró al Zaman.

El artículo 21, contestado igualmente por el Consejo, permitiría al trabajador cambiar de empleo sin el consentimiento de su jefe.

Los que tienen contratos temporales pueden hacerlo al final de su contrato y los que tienen contratos flexibles pueden hacerlo pasados cinco años.

El abogado cree que habrá un levantamiento de las objeciones del Consejo Consultivo, lo que permitirá a Catar respetar el plazo de 2015 para cambiar la "kafala".

A nivel internacional, los defensores de la reforma piensan ante todo en los trabajadores de las gigantescas obras del Mundial de Qatar 2022.

Según McGeehan, las resistencias de Catar se pueden deber también al temor de ver el estatus de los empleados del hogar alterado por la nueva ley.

"Todos los cataríes tienen empleados domésticos extranjeros y, empujados desgraciadamente por la discriminación racial existente en el Golfo, buscan posibles mecanismos de control para impedir huir a los trabajadores", explicó.


Sobre esta noticia

Autor:
Redacción Sociedad (16575 noticias)
Fuente:
AFP
Visitas:
2232
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.