Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Modesto Rodriguez escriba una noticia?

Dos Gobiernos; dos países

16/01/2015 15:50 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Dos Gobiernos; dos países

imageEl desempleo en Dominicana afecta una cantidad de personas.

Como toda sociedad que transita el camino de la "inequidad", la República Dominicana no es una excepción. Pero con el agravante de que las fuerzas gobernantes en contubernio con la conspiración fáctica del exterior se han propuesto destruir la República Dominicana, envaneciendo el sacrificio histórico y los ideales de los creadores de la Patria.

Aquí la democracia es todavía un experimento socio-político y una transición desde una pesada dictadura de más de 30 años, que todavía, pese a los años, se resiste a morir. El autoritarismo vive y es cultural.Lo reproduce la clase política y los dueños del capital.

Los partidos políticos financiados por el Gran Capital acomodado a la histórica explotación de los recursos, que incluye a la fuerza humana como activo aprovechable para exhibir fortunas elevadas a base de sacrificios, de sangre, sudor y lágrimas de los desposeídos y de sus familias y que tienen que entregarse para sobrevivir, juegan a la traición y al engaño para entretejer con los inversores y las familias tradicionales, las formas más aberrantes del ejercicio del yugo llamado "poder".

Para legitimarse ante los ojos nacionales e internacionales, hacen que la gente crea que los ha elegido y para ello, para motivarlos a la participación, apelan a los rancios discursos de siempre, elaborados por los mercadólogos del sistema y sus medios de comunicación, todos pertenecientes al Gran Capital.

Naturalmente, un pueblo poco advertido, indocumentado y desinformado en su gran mayoría, se deja "encantar" por las reiteradas promesas de que al fín serán reinvidicados; y se repite el círculo vicioso cada 4 años, que los lleva a la trampa de elegir a sus verdugos y traidores.

El pueblo, por ese camino, nunca tendrá un representante auténtico, hasta decida no seguir eligiendo o legitimando a sus verdugos de saco y corbata y de perfumes exóticos, zapatos brillosos y boca mentirosa.

Todos hemos sido históricamente engañados y traicionados y es lógico que eso ocurra, porque estamos "durmiendo con el enemigo".

Una de las más peligrosas y grandes de las traiciones, de la que no estamos exentos de culpa, es haber permitido que los partidos y los dirigentes del Gran Capital, propongan y dispongan, sin que aprendamos a discutir con ellos y forzarlos a decisiones consensuadas.

Desarticular la República Dominicana, desarraigarla de su sentimiento y sus ideales de patria, para intentar un proyecto de fusión con un país extranjero, será una condena histórica para sus promotores, algo que por los hechos pocos les importa. Está por encima, seguir los dictámenes del "primer Gobierno", el que siempre está, el que se queda, y el que tiene secuestrados a más de 10 millones de habitantes en una cárcel de 48 mil kilómetros cuadrados, entre una frontera mental de 300 kilómetros, el Océano Atlántico y el Mar Caribe.

Los dominicanos, secuestrados en este pedazo de tierra, hemos sido condenados al sufrimiento. A vivir una pesadilla de por vida.A ver morir la esperanza y a sufrir las consecuencias de nuestra tolerancia, indiferencia y pasividad. Pocos, han podido escapar de esta media isla-prisión y ven el tormento infernal que padecemos, desde lejos.

Permitir que los empresarios promuevan una "invasión silenciosa" de extranjeros para aprovechar su mano de obra barata, y alcanzar envidiables rentabilidades, violando el derecho de los nacionales al trabajo, no tiene justificación ni explicación convincente.

Más sobre

Los "dos gobiernos", el que porta el Gran capital, y el que sustenta la ideología de la explotación de la mano de obra barata, la del "capitalismo salvaje", se ha puesto de acuerdo con el "otro gobierno", que es como una extensión de su propia ideología convertida en "partidos políticos"para destruir a la República Dominicana, desalojando su fuerza de trabajo nativa, para sustituirla por otra más conveniente al engrosamiento de la fortuna.

Uno de los pensadores más alerta que tenemos comprometido con darnos a conocer lo que -no vemos- con nuestros propios ojos, Eduardo García Michel, en un reciente artículo, compartió datos espeluznantes, que indican el tipo de país en el que nos han convertido los dos gobiernos.

Dice que " los dominicanos ya no tienen donde encontrar empleo: si lo buscan en el sector agrícola arrocero, el trabajo lo tienen los haitianos; en plantaciones de aguacate, mangos, guineos, cítricos, piñas, los haitianos; en el ajo, verduras, agricultura en general, los haitianos. En la Ganadería, los haitianos. En el turismo, cada vez en mayor medida, los haitianos; en la seguridad como guardianes, los haitianos.

En la construcción, los haitianos. En las obras públicas, como de La Barquita y el Metro, los haitianos. Y asi sucesivamente".

Al domincano, le viene quedando las remesas, el concho y motoconcho, la venta de chucherías, la lotería, el colmado, el celestinaje, y un poco más. El país ha sido desarticulado, desnacionalizado, desfigurando, caminando hacia un precipicio.

Y, ¿todo esto paraqué? La respuesta, difícil de aceptar, es que todo se hace para consolidar la acumulación de riquezas en manos de unos pocos y/o en elcaso de la mayoría de los negocios, para poder sobrevivir dadas las políticas que han existido y existen.

El resultado es el empobrecimiento de los dominicanos de la clase más baja que tienden a igualarse a los haitianos, aún más empobrecidos. Y el argumento que se utiliza es que los dominicanos no quieren trabajar, pero se evita decir que no lo hacen porlas precarias condiciones que se les ofrecen.

(Diario Libre, 16 de diciembre de 2014, página 24).

El dominicano, agregamos nosotros, no trabaja al "precio", que los explotadores le pagan a los haitianos, prefieren estar amontonados como pavos en las esquinas, a tener que comprometerse por un ingreso que le impide llevarle un pedazo de pan a sus hijos.

Este ejército de desocupados, los ha provocado esta estrategia antinacional de los dos gobiernos, el "gobierno privado y el "gobierno político", actuando en maridaje destructivo en contra de lo que ha sido la República Dominicana y el sueño de los patricios, Duarte, Sánchez, Mella, Luperón y otros patriotas que se sacrificaron para que tuviéramos una patria, pero para esta clase gobernante, eso no cuenta, para ellos, nuestros héroes históricos se sacrificaron en vano.

Por un lado, los voceros del Gobierno dicen que se han creado más de 200 mil empleos nuevos con sus llamados programas de estímulo al empleo. Suponiendo que así haya sido, para quién han sido esos empleos, para los haitianos?, porque las calles siguen llenas de gente útil, pero desocupada. Los barrios siguen llenos de obreros desesperados, de jornaleros desplazados de las fincas, de las plantaciones, del comercio, de la construcción, de las obras de infraestructura tanto públicas como privadas.

Este nivel de desocupados participando en la delincuencia, es una respuesta social al monstruo de irresponsabilidad y de alta traición a la patria que han construido los usurpadores del poder.

De manera que no solamente estamos perdiendo el territorio, el pais, la soberanía sino también los puestos de trabajo, donde debiéramos estar contribuyedo a la generación de la riqueza nacional, pero con un ingrediente de ética y de respeto a nuestros valores socio culturales, en lugar de exponernos a ver la desintegración de la República Dominicana y la consabida fusión con un pueblo diferente, tal y como han diseñado las potencias europeas y norteñas, para reproducir otros fracasos como los ocurridos en los balcanes, en Palestina, y en la propia Europa, donde los cocteles culturales y socio políticos han resultado en baños de sangre y destrucción.

imageLos dominicanos han sido desalojados de las actividades productivas.


Sobre esta noticia

Autor:
Modesto Rodriguez (23811 noticias)
Fuente:
antillas1.blogspot.com
Visitas:
413
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.