Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Grandespymes escriba una noticia?

20% de esfuerzo produce 80% de resultados.

11/08/2018 13:00 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Por Pascal Romo

El economista italiano Vilfredo Pareto (1848-1923) diseñó un procedimiento (1906) para calcular la desigual distribución de la riqueza en su país:

"20% de la población es propietaria del 80% de la riqueza".

El Rumano Dr. Joseph Juran (1904-2008) autoridad mundial en control de la calidad, apoyado en el procedimiento de Pareto (1930), planteó un principio universal que reza:

"Los pocos vitales y muchos triviales" "vital few and trivial many":

En lugar de llamarse "Principio de Juran" como su creador, se le conoce como la Regla 20-80 de Pareto:

20% de esfuerzo produce 80% de resultados.

Tratemos de explicarnos:

La Regla 20-80 de Pareto dice que en toda actividad, lo menos, osea el 20% es vital y lo más, el 80% es trivial:

El 20% de una acción producirá el 80% de resultados, mientras que el 80% restante sólo originará el 20%.

Juran asegura que podemos aplicar la regla 20-80 de Pareto a casi cualquier actividad ya sea: Negocios, economía, política, deporte y la vida misma.

La Regla de Pareto nos recuerda que para el éxito de una ocupación, es imperioso enfocar nuestro esfuerzo sobre el 20% importante. De todo lo que haces en el día, 20% produce resultados significativos y origina el 80% de los beneficios. Debemos identificar este 20% trascendente para orientar nuestra energía hacia él.

Los triunfadores emplean el 80% de su tiempo y esfuerzo haciendo lo vital que crea resultados, es decir se enfocan en el 20% importante, con el 80% de su tiempo y energía.

"Los «pocos de mucho» y los «muchos de poco»"

Un grupo minoritario de afortunados, formado por un 20% de población, ostenta el 80% de los bienes naturales, el poder y la riqueza mundial, mientras el grupo mayoritario de desafortunados "las masas", formado por un 80% de población, son dueños de solo el 20%.

Posiblemente esta desigualdad mundial en el reparto de la riqueza, planteada originalmente por Pareto, tenga su origen en el principio de Pareto diseñado por Juran:

Aquel que por intuición o razonamiento, identifica el 20% de la actividad que le producirá ganancia económica o de otra índole, dejará de desperdiciar energías, dedicará el 80% de su tiempo y esfuerzo precisamente a ese 20% y en poco tiempo será un triunfador.

El deportista capaz de diferenciar, por discernimiento natural, por estudio razonado o por consejo de su entrenador, la parte del entrenamiento que le va a dar el triunfo, simplemente utilizará el 80% de su tiempo y esfuerzo en ello.

El comerciante que se da cuenta, por ejemplo, que la actividad que le producirá utilidades son las ventas, consagrará el 80% de su tiempo a esa acción, poniendo énfasis en el 20% de la mercancía que le dará el 80% de los beneficios y en el 20% del personal que le producirá el 80% de resultados.

El industrial hace lo mismo, adecuando ese 20% de productos que prefiere el 80% de su clientela. "Calidad es adecuación al uso, calidad es lo que el usuario o cliente percibe como tal" El candidato a un puesto político identifica el 20% de acciones que convencerán al 80% del electorado. Lo demás es pérdida de tiempo y dinero.

En aquellas históricas conferencias de Gunter Klaus (1950s-1960s) sobre "Administración por Objetivos" en la Coparmex, filosofía desarrollada por el gurú Peter Drucker, cuestionaba: "¿A qué va el gerente al banco, sino a perder el tiempo? Sin excusa un director no debe fungir de mensajero, debe monitorear su tiempo periódicamente, y si descubre que está poniendo esfuerzo sobre los muchos triviales, deberá de inmediato dirigir ese mismo esfuerzo a los pocos vitales, so pena de fracasar, así de sencillo"

El Dr. Klaus instalaba un pizarrón al frente del salón de conferencias con la leyenda "Departamento de Bomberos" Cada vez que uno de los asistentes era interrumpido por una llamada telefónica lo balconeaba agregando su nombre al pizarrón, que pronto se llenaba; "Si no eres capaz de organizarte para asistir a una conferencia sin que te interrumpan, para apagar fueguitos triviales, escuchen bien" sentenciaba "no lograrás nada". Conforme avanzaban los días de la conferencia, disminuían los "apagafuegos" hasta quedar en cero. Y eso que no se habían inventado los perniciosos, dispendiosos y distractores celulares que se usan para lo trivial, y no para lo vital que fueron creados.

Si te echas a cuestas la responsabilidad de solucionar lo trivial a los demás, no ejecutarás tu responsabilidad vital, delega y da poder *(Empowerment)

Estés donde estés, concéntrate en lo vital, está ahí, no te evadas, ni permitas que te interrumpan con trivialidades. ¿Eres director o bombero?

-"¿Me salió mal todo?" Pregunta el perdedor ?"No todo, sólo el 20% vital"

imageGoogle+imageTwitterimageLinkedinimageFacebookimageTumblrimageemail

Sobre esta noticia

Autor:
Grandespymes (13529 noticias)
Fuente:
grandespymes.com.ar
Visitas:
923
Licencia:
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.