Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Mario Holguín escriba una noticia?

Informe de Siniestralidad Vial, 2010. República Dominicana

23/01/2011 08:36 1 Comentarios Lectura: ( palabras)

La República Dominicana culminó su primera década de este siglo con un saldo de víctimas mortales en carreteras de 1927

Informe de Siniestralidad Vial 2010. República Dominicana

Mario Holguín - www.reddeladignidad.org - República Dominicana - Enero 21, 2011.

Década de Acción por la Seguridad Vial Global

La primera década del siglo XXI culminó con un saldo de 1927 víctimas mortales en 1918 siniestros sin contar los fallecidos graves antes de los 30 días, de acuerdo a los datos preliminares del departamento de Estadística de la Autoridad Metropolitana de Transporte -AMET-. Esto significa que el decenio recién pasado cerró con un total oficial de cerca de 16, 500 defunciones por siniestralidad vial, excluyendo las víctimas que no son notificadas a las autoridades por diversas razones y que constituyen un enorme porcentaje. Esto último presume a que la cifra se elevaría muy por encima de los 20 mil fallecimientos.

Se estima que más de 220, 000 tragedias viales ocurrieron en todo el territorio nacional en los últimos 12 meses con un número superior a los 3, 000 lesionados, de los cuales no tenemos reales evidencias por las debilidades en el sistema de registro en la República Dominicana, problemática esta sin perspectivas de solución, por no concebirse la creación del Observatorio Nacional de Datos que recomiendan los organismos internacionales.

Los domingos representan días de luto, aunque en menor proporción los sábados, ya que también el asfalto se tiñe de rojo de forma alarmante.

Pese al esfuerzo que despliegan las autoridades oficiales para recoger las informaciones se visualiza una vulnerabilidad conceptual y estructural que le resta fiabilidad a los resultados y factibilidad a los programas de prevención.

Cuando observamos los datos, en especial a partir del 2007, entendemos que el panorama es grave y complejo; en el mismo definitivamente hay que concluir existe una crisis de autoridad cada vez más confusa. En el orden jurídico, pudríamos decir, una desactualización en lo referente a lo que está ocurriendo a nivel mundial, caracterizado por la implementación de leyes duras, transparentes e igualdad ante la ley en el sentido pragmático.

La diversidad de oficinas sin coordinación interinstitucional que manejan los datos estadísticos no permite tomar las decisiones adecuadas para minimizar o erradicar mediante políticas de Estado la violencia en los casi 19 mil kilómetros de infraestructura viaria con que cuenta la nación dominicana en beneficio de una población superior a los 9.8 millones de usuarios de dichas vías con 2.74 millones de vehículos en circulación para el 31 de diciembre de 2010, de acuerdo al reporte preliminar de la Dirección General de Impuestos Internos de la República Dominicana.

Siendo lo más inquietante, el crecimiento exorbitante de un parque vehicular activo de dos ruedas con conductores sin educación ni criterio de seguridad vial ni protección personal.

Por ejemplo, el informe de la Procuraduría General de la República dice que el número de delitos por infracción a la Ley de Tránsito 241 es virtualmente insignificante, y no lo coloca entre los diez delitos más concurrentes en nuestro país. Contrario al informe de AMET, que prueba estaría por mucho en primer lugar, según publicación en los periódicos.

Un hecho que pudiera tomarse de referencia es lo que acontece actualmente en España con el tema de seguridad vial e introducir nuevos dispositivos jurídicos para fortalecerlo mediante la reforma del Código Penal entrado en vigencia el pasado 26 de diciembre y el juicio al diputado Ignacio Uriarte, presidente de Nuevas Generaciones del PP, que serían antecedentes interesantes como buenas prácticas de políticas públicas. Para no justificar nuestra inoperancia diciendo que se trata de una nación europea, Chile, Argentina, México, Uruguay, Brasil, Colombia, Ecuador, Cuba y Costa Rica, también exponen esfuerzos muy conocidos en ese sentido acogiendo las recomendaciones dadas a los países de bajos y medianos ingresos por los organismos internacionales y los países avanzados, sobre todo España.

La publicación de los informes de Naciones Unidas, así como la promoción de mejora de la seguridad vial global mediante reiteradas resoluciones involucrando tanto al Estado como al sector privado, las organizaciones sin fines de lucro y organismos multilaterales han provocado cambios de actitudes y comportamiento en la clase política en general, cuya influencia no ha afectado nuestro entorno local.

En la presentación del Plan Nacional de Desarrollo pudiera ser el escenario para la iniciativa de mejoramiento de la seguridad vial en República Dominicana

La Iglesia Católica desde la Santa Sede, La FIA, La Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y la Media Luna Roja, así como innumerables organizaciones especializadas en el tema de seguridad vial, cuya directiva esta conformada por personajes muy prestigiosos mundialmente, todos promueven proteger y salvar vidas en las carreteras.

Sin embargo, características marcadas se repiten anualmente en los parámetros de siniestralidad de República Dominicana sin que se tomen decisiones firmes; pues, de acuerdo a los resultados de los análisis de indicadores las horas más funestas en el tránsito están de 6 de la tarde a 6 de la mañana, en especial a media noche. Datos que se debieran considerar en la propuesta de ley sobre el consumo de alcohol en la República Dominicana que el Ministerio del Interior someterá próximamente a las Cámaras Legislativas, tomando en cuenta además, que ha habido una notable proliferación en el consumo de sustancias alucinógenas; alcohol, drogas y ciertos medicamentos prohibitivos durante la conducción, representan elementos que aumentan los riesgos en las vías, para lo cual también habría que dedicar un capítulo legislativo particular involucrando a la clase medica del país.

Los conductores entre 15 y 29 años de edad siguen siendo los de mayor aporte de las victimas fatales según los resultados de los análisis del 2010. En segundo lugar, la franja poblacional entre 30 y 44 años. Esto es, el 65% en edad plenamente productiva, sin contar con el 13.5% de las víctimas entre 45 y 59 años. Lo cual daría un total de 78.5%, ya que a partir de los 60 es cuando normalmente se habla de jubilación del trabajador en República Dominicana.

Los traumatismos causados por siniestros viales en nuestro territorio suceden en más de un 60% en carreteras, el 31% en centros urbanos, mientras que los restantes evidencian debilidad en el sistema de información. Además de ser insuficientes como para generar conclusiones que determinarían los puntos y tramos críticos de nuestra red viaria.

En los primeros años de la década se manifestó un aumento ilegal significativo en el uso de motocicletas, que han creado cuestionamientos en cuanto al número real de las mismas circulando, de lo que si se esta seguro es que estos conductores constituyen el sector más vulnerable seguido por los peatones.

Bajo la responsabilidad del Centro de Operación de Emergencia –COE- órgano operativo de La Comisión Nacional de Emergencia, se realizaron tres jornadas de prevención de siniestros de tránsito durante el 2010 integrando una serie de instituciones públicas, tal como lo manda la ley: Semana Santa, Día de la Altagracia y Fiestas Decembrinas. Estos períodos de gran movilización vehicular hacia los centros vacacionales, comerciales y el interior del país tienen tradicionalmente un alto índice de accidentalidad; pese al esfuerzo concentrado las cifras cada vez son mayores y a pesar de los grandes recursos que se ponen a la disposición.

Sin embargo, no podemos obviar que la pérdida de vidas tiene una relación con el PIB, cuyo valor se calcula en República Dominicana para el 2010 sobre los 73 mil millones de dólares ( 4, 2011. Dr.Juan Temístocles Montas. Edición digital Economista Dominicano), lo que habría que decir, que la primera década de este siglo tuvo un PIB superior a los 607 mil millones de dólares.

Dejamos como ejercicio de cuánto costaría al Estado por año para los organismos multilaterales y Naciones Unidas asistir a las víctimas de tránsito basado en 1.5% y 3% del PB.

Finalmente, en lo que respecta a la tasa de mortalidad por cada 100, 000 habitantes mucha incertidumbre quedan por aclarar; empero, en base a la cifra oficial de víctimas mortales hasta el 31 de diciembre de 2010, aplicado el factor de corrección de.0.25 para cubrir los fallecimientos hasta los 30 días después del evento trágico, que no son contabilizados en el informe, sin tomar en cuenta las defunciones no notificadas por razones diversas cuando ocurre el siniestro, tendríamos una tasa de mortalidad de 24.6 muertes por cada 100, 000 habitantes. Lo cual es ligeramente superior a la última calculada de 24.4 correspondiente al 2008, contemplada en nuestro “Diagnostico de Siniestralidad de Tránsito de República Dominicana”.

Pensamos que una oportunidad para producirse los cambios esperados en la política pública de seguridad vial en República Dominicana que corresponda a los principios de la Década de Acción planteado por Las Naciones Unidas, sería en el momento de aprobación del Plan Nacional de Desarrollo pendiente de discusión. Que por necesidad habría que establecer un órgano rector de la seguridad vial con características especiales para que el país pueda eficientemente insertarse al Plan Global a partir del 11 de mayo próximo. Para que de alguna manera podamos como Nación honrar ciertos compromisos internacionales, como son: El RD-CAFTA, Los Objetivos de Desarrollo del Milenio y el Protocolo de Kyoto desde la perspectiva de un Plan Estratégico Nacional e Integral de Seguridad Vial.

La Santa Sede, La FIA, La Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y la Media Luna Roja, están interesadas en la seguridad vial


Sobre esta noticia

Autor:
Mario Holguín (191 noticias)
Visitas:
2148
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

×
¿Desea borrar este comentario?
Borrar
0
+ -
Responder

Ronaldo (23/01/2011)

Tengo entendido por hechos que el Automovil Club Dominicano esta realizando innumerables esfuerzos por disminur los riesgos de los accidentes de transito. Es una buena oportunidad para sumar este tipo de instituciones que benefician a los ciudadanos......