Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Modesto Rodriguez escriba una noticia?

¿Quién es original?

23/12/2014 09:00 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image

Origininalidad que escasea y que se desea Hay un viejo y latente debate entre escritores y críticos literarios, y en él participan también algunos escribidores involuntariamente, por tener que atender los reclamos de producir textos con "originalidad". El debate es interesantísimo.

El reclamo surge en el mundo digital y en los círculos literarios.El reclamo de originalidad surge y se mantiene vigente en forma insistente en la web donde el equipo responsable de Google y otros buscadores para que quienes producen textos, contenido para sus sitios, lo hagan con originalidad, y así poder clasificar en los primeros puestos del sitio de búsqueda. De lo contrario un robot al que llaman "panda", entre otros del "zoogoogle", se encargan de marcar el contenido como "spam" o irrelevante y enviado al zafacón de la web.

Esa advertencia, tiene en sobre-aviso a quienes mantienen un blog o una web, que deben tener pendiente evitar las copias y producir contenido original. Algo parecido vemos que ocurre en el mundo literario donde los críticos reclaman contenido original y novedades.Es plausible ambos esfuerzos, porque con ello buscamos producción de calidad.Evitar la circulación en los mercados tanto físico como virtual de material insignificante, no contribuyente, vanal, puro comercio y con frecuencia, tóxico.

Pero el problema para el que produce textos para la web, para editar en libros y revistas, en cualquiera de los géneros, es ¿Dónde está la originalidad?. ¿Dónde lo extraordinario?. Ese es el reto del que se considere "creador" o escritor o escribiente.

Con miles, talvéz millones de personas produciendo textos para publicar, colgados en la web o publicados, circulando en los mercados del libro; muchos escribiendo sin ser escritores de oficio, de rigor, de escuela, simplemente haciendo uso de la llamada "libertad de expresión"; si algo podemos encontrar original es un montón de textos descuidados, carentes de sintaxis, de imágenes, sobre abundantes o redundantes, llenos de citas y reflexiones ajenas, con debilidades estructurales, pero están ahí, publicados, ocupando espacios en el mercado.Solo el buen criterio del lector puede juzgarlos, aceptarlos o no.

Millones de personas escriben a diario en las redes sociales. Mensajes insulsos, vacíos, huecos, solo por participar y la web los soporta, especialmente en las redes sociales. ¿Vamos a encontrar allí"originalidad"? .

La literatura ha formado su propia historia en cada género acopiando, codificando y sometiendo al canon la producción en cada época. Esa historia ha sido y es fuente de consulta y de inspiración a los considerados "creadores", escritores "únicos".

¿Es o ha sido original, la propia historia literaria?. Parece que no, porque como apunta en el periódico "El país" el escritor Alberto Mnguel, Cervantes imitó la novela pastoril y de caballerías y Shakespeare tomó varios de sus argumentos de autores italianos. Agrega que puede percibirse :" un tono, un cambio de punto de vista, una revisión de las ideas consabidas que los convierten en algo único, notable. Esas voces singulares, que repiten de un modo inesperado historias ya contadas, aparecen en todas épocas y en todas las culturas", apunta.

Y refiere a una serie de autores, influenciados o que han heredado estilos de otros.Tenemos ahí un largo y saludable debate, donde puede exponerse todos y cada punto de vista, para concluir en que todos hemos sido influenciados e por estilos ajenos.

Más sobre

Y refiere Manguel, algo que está escrito en la biblia, en el libro de Esclesiastés: Nada nuevo hay bajo el sol".

Sin embargo, me atrevo a decir aquí bajo el sol ha estado y está todo, pero no todo se conoce, ni se ha expuesto.

El crítico literario Harold Bloom ha desatado un "avispero" entre los escritores por decir que "no me parece que en la literatura contemporánea haya nada radicalmente nuevo", en el transcurso de una entrevista con el periódico"El País". Como es natural, muchos han expresado sus respuestas, y debate está de lo más interesante y calientito. La originalidad, lo original, es algo deseable, apetecible, el problema es determinarlo y alcanzarlo. En un mundo globalizado, intecomunicado, proactivo, participativo, dinámico, esa demanda es lo que más se parece a localizar la fuente de la "eterna juventud" o el "santo grial", donde todos andan en su búsqueda, pero nadie puede mostrarlo.

El reto para todos es descubrir "eso" que no se conoce y que no ha sido expuesto, lo que difícilmente de lugar y tiempo, para producir billones de palabras y series de publicaciones. "Eso" que está y ha estado ahí", pero que solo unos privilegiados pueden ver, es lo extraordinario, lo diferente que tenemos que descubrir y convertirnos entonces en los primeros expositores, y exponerlo como nuevo, aunque siempre haya estado bajo el sol y sea más antiguo que la aparición del hombre en el planeta.

Después, estamos forzados a las consultas, a las referencias, a las reconstrucciones, a las recreaciones, los "refritos".Solo agregamos nuestros puntos de vista, y como alguna vez diría José Ortega y Gasset, "el estilo es el hombre". Tomamos, seleccionamos, apuntamos un mensaje, una dirección y agregamos colores, tonalidades, como hacen los pintores cuando elaboran sus imágenes tomadas de lo que han visto, pensado o que les aporta la antigua naturaleza.

En el periodismo, tenemos críticos, exigencias, y eso es bueno, ayuda a mejorar, a darle vida a los géneros. Se pronostica que los viejos modelos, los estándares, los estilos de construir la noticia, van quedando desfasados y que hay que promover otros recursos, dentro de los géneros periodísticos poco explotados, como la investigación y el reportaje. Interesante debate también. Solo anotar, que la información es sobre los hechos, que son independientes al estilo de presentarlos. Los hechos son los hechos, y tienen que aparecer, sin importar el estilo usado para narrarlos, para elaborarlos y publicarlos.

La investigación por estar envuelta y por estar llamada a ser profundizada, no deja de ser información, que tenemos que capturar, clasificar y luego elegir el estilo para presentarla. El reportaje de investigación, como una actividad que se distingue de la noticia clásica, no deja de ser información, con el agregado de que podemos tener una libertad constructiva que no se acostumbra en la noticia clásica, y podemos jugar con los géneros literarios, incluyendo hasta la poesía, porque podemos hacer una construcción, una presentación bella, atractiva, interesante, y su extensión la determinan los elementos que se necesite contar alrededor de un hecho, donde la palabra clave es ¿"porqué?, algo que no suele aparecer en nuestras notas informativas y que nos obliga a profundizar y relacionar hechos vinculantes.

Original y originalidad, son palabras que están de moda, y hacen notables a quienes las utilizan para demandas. Lo que no podemos obviar es que todo se habrá escrito, se habrá dicho, alguien lo habrá hecho primero en su época y tenemos ese referente para nuestras reconstrucciones, sobre todo si asumimos que "nada nuevo hay bajo el sol".

Todo es consulta, investigación, selección y copia en este mundo de la producción de textos, de contenido.Todos vamos a los datos que nos proporciona la historia, la arqueología, la palentología, la ciencia, las bibliotecas, hemerotecas. Y aún haciendo abstracciones intelectuales, nuestras propias imágenes son de cosas, de situaciones ajenas y que están en nuestro entorno.

Si algo hay de original, de novedoso y de plausible es hallar "eso" diferente a lo ya expuesto, que ha estado ahí, pero otros no lo han visto ni presentado.

Un escritor nortemericano recomendó que para escribir había que lograr el efecto parecido a como cuando se rompe una taza en la cocina, que todos en la casa preguntamos ¿Qué pasó?.Y agregamos nosotros que a veces hasta el perro curiosea y a veces ladra, cuando escucha el ruido de una taza que se ha roto.


Sobre esta noticia

Autor:
Modesto Rodriguez (23811 noticias)
Fuente:
antillas1.blogspot.com
Visitas:
348
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.