Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Alonso Curiel escriba una noticia?

Tramo Señalizado. Entrevista al Poeta Sergio Palomo: El Cuidadoso amante de la palabra

05/07/2021 22:38 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Nos acercamos a la poesía del vallisoletano Sergio Palomo, cuyo tercer poemario "Versamáticas del Ámbar" es un original acercamiento a las matemáticas desde el punto de vista poético


 

Sergio Palomo: "La literatura te deja el alma llena, tanto si escribes como si lees, y no veo mejor sensación que esa"

 

 

 Los versos de Sergio Palomo saben, como decía José Ángel Valente que debía hacer la "palabra poética", crear una acción en el alma. Y eso es lo que logra con sus manos de delicado y minucioso orfebre, este poeta vallisoletano nacido en el 75 con ya tres poemarios publicados, con un estilo marcado repleto de riqueza lingüística y simbólica, y con una emoción que brota de la mirada ante una realidad que nunca deja de sorprender por su misterio que parece indescifrable. Sergio es un poeta que trata a las palabras y a sus versos como el pan que se elabora cada día: con el amor, la paciencia y la delicadeza que son necesarios para entregar a los lectores las obras de arte que necesita el alma para continuar el camino. Sergio apuesta por la poesía, por la literatura, pero también por la vida a pesar de sus inconvenientes, porque es un gran amante de ella, y conoce que en su seno puede hallar los mimbres poéticos que a todos nos causan admiración. Su poesía rezuma elegancia y finura, y respeto por su oficio y por los demás; tanto respeto como le causa a cualquiera conocer a este escritor que ha creado ya maravillosos poemas, y en el que brilla un futuro lleno de versos y éxitos. Conozcamos un poco más a Sergio Palomo en esta entrevista que incide también en su tema literario predilecto, y que no es otro que el amor.  

 

PREGUNTA. Sergio, parece que tu carrera pública como poeta comienza en 2016, cuando empiezas a participar en el grupo poético vallisoletano PerVersos en recitales y eventos. Después vendrían participaciones en diferentes antologías, tres poemarios publicados y el éxito en algunos certámenes literarios, como el reciente Primer Premio en el Certamen Poético Olivo Milenario Oro Líquido. Pero seguro que comienzas a escribir antes de ese año 2016. ¿Cómo empezó tu vocación? ¿Qué es para ti la literatura?                                                                

RESPUESTA. En primer lugar, Jorge, muchas gracias por invitarme a TRAMO SEÑALIZADO. Es un verdadero placer compartir contigo este tiempo. 

Desde siempre, quizás desde la adolescencia, me siento atraído por la literatura, el oficio de crear mediante la palabra, exprimirla en todo su potencial, mostrar a la vez su belleza y su poder sobre una hoja en blanco. Empecé a escribir poesía cuando tenía 16 años, aún recuerdo quién me inspiró ese primer poema. Supongo que dentro de la búsqueda por encontrar un camino recto por aquel entonces quise emular a aquellos poetas que saboreaban la vida y sus sentidos como nadie lo hacía. Quizás fue en aquellos tiempos tan dispersos e inquietos de la adolescencia cuando sentí la necesidad de escribir. La literatura te deja el alma llena, tanto si escribes como si lees, y no veo mejor sensación que esa. 

 

PREGUNTA. Aparte de poeta, haces literatura de otra forma en tu oficio de panadero. No hay algo más poético que esto: hacer pan tiene mucha relación con crear versos, con crear literatura. Hay que ponerle pasión y amor, tener paciencia, cuidar los detalles, y luego ofrecerlo a los demás para que les alimente en todos los sentidos. Es toda una obra de arte. Hay un poema de Ángel González que habla de ello refiriéndose a la mujer amada. ¿Concibes al poeta, entonces, como un artesano fiel de las palabras? ¿Qué es ser poeta?

 

RESPUESTA. En efecto, como muy bien dices, el poeta es un artesano, un creador. Por un lado, la palabra es la materia prima con la que se alimenta; y por otro lado, con la que sacia el hambre del lector. Comparto contigo la similitud entre los versos y el pan. Ambos necesitan cuidados, paciencia, reposo… El tiempo es un eslabón común entre ellos. A la vez que el pan durante el proceso de fermentación va adquiriendo cuerpo, presencia y rostro, el poema según avanza crece desde la nada, cobrando historia, belleza, sentido… El horneado final se asemeja también y mucho a esos últimos versos donde el poeta suelta la verdadera razón del poema. Escribir es degustar la palabra en todo su esplendor, la palabra reciente y con mucha miga, a lo que el poeta en su mejor versión realza desde lo más hondo para que ese sabor crujiente dure para siempre en la memoria del paladar.

 

PREGUNTA. Quizá la poesía sea la reina de la literatura, el género por excelencia, pero también uno de los menos leídos por los lectores. ¿Qué nos ofrece la poesía? ¿Por qué hay que acercarse a ella?

 

RESPUESTA. Puede ser que la poesía sea la reina, pero hoy en día es una reina consorte. El rey, la novela, es quien tiene todo el poder, la mayor parte de la cuota de mercado. Siempre lo ha sido, pero en las últimas décadas aún más. La poesía ofrece, en mi opinión, esa esencia diáfana que transparenta la palabra. En un solo verso puedes desnudar el alma.

Admito que hay novelas sublimes, numerosos libros que al terminar de leerlos quedas totalmente hipnotizado por esas páginas, gestionando la sensación de bienestar que queda en tu cuerpo. Lo vivo y lo seguiré viviendo. En cambio, un verso, un poema, pueden llegarte de igual modo. Y también seguiré viviéndolo. Todo está a nuestro alcance, solo depende de nuestros gustos.

 

PREGUNTA. Al acercarse el lector a tus versos, comprueba un estilo marcado y un gran trabajo en ellos por parte del autor, aparte de una gran presencia de la emoción. Eres un poeta al que le gusta crear poemas con una gran preocupación por la estructura y con un gusto por la creación de símbolos y metáforas, con un sumo cuidado por el lenguaje con el que trabaja como un auténtico orfebre. ¿Qué poetas y autores son tus referentes? ¿Cuál es la poesía que te ha influido?

 

RESPUESTA. Me gusta cuidar el poema, trabajarlo, que exprese realmente lo que quiero decir. El lenguaje ha de ser preciso y elegante, directo y vestido de metáforas. Me encanta esa dualidad en los versos, le dotan al poema de un plus de artesanía que a mi modo de ver lo embellece. Intento mimar el lenguaje. Es cierto que la emoción siempre está presente en mis trabajos; considero que un poeta lleva la emoción dentro, sino sería una piedra, algo sin vida propia. Otra cosa es donde quieras embarcar esa emoción. Hay tantos puertos como emociones.

Mis poetas referentes son muchísimos, me dolería dejar alguno en el olvido. Desde luego que por citar los principales he de aludir a Quevedo, Bécquer, Neruda, Salinas, Miguel Hernández, Lorca, Benedetti, Goytisolo, Ángel González…. y Sabina, al que sitúo al lado de tan ilustres nombres. Con todos ellos y muchos más comparto emoción en un mismo embarcadero, son los que más me han llegado.

 

PREGUNTA. El debate sobre qué es poesía y qué no siempre está abierto, nunca se cierra. Hay quien dice que la poesía debe ser un intento de crear belleza y emoción con un lenguaje poético, con una gran preocupación también por el lenguaje, y que todo aquello que se salga de este canon, no es poesía. Hay otra manera de entender la poesía, como los poetas realistas, considerados prosaicos, o la llamada Nueva Poesía Joven actual, o la prosa poética. ¿Qué puedes aportarnos a este debate?

 

RESPUESTA. Ante todo, Jorge, no me considero nadie para afirmar qué es poesía y qué no lo es. Entiendo el debate, es algo que siempre va a estar presente. Puedo aportar mi opinión, mis gustos, aquella poesía que a mí me llega. La poesía se presenta de muy diversas formas, tantas, que al menos yo las acepto desde el respeto, y eso sí, siendo este recíproco. Estamos en el siglo XXI, las redes sociales están ahí, cada cual elige su modo de proyección e imagen para mostrar sus escritos, cada poeta tiene sus gustos bien definidos, es simplemente cuestión de respeto y aceptar las numerosas formas que tiene la poesía para ver la luz. Pero insisto. Ha de ser recíproco. Acepto que mi estilo y la poesía que escribo no llegue a todo el mundo, sé muy bien la realidad que piso, pero si no percibo ese respeto, por mi parte tampoco lo tendrán. No soy quién para ilustrar este debate, solamente puedo definir mis gustos.

 

 

 

PREGUNTA. Has publicado hasta ahora tres poemarios: Tu mirada dice tanto... (2017),  Atraversarte (2020) y Versamáticas del Ámbar (Editorial Poesía eres tú, 2021). En ellos hay una preocupación por el amor y el desamor, que parecen ser temas centrales en tu obra. ¿Qué es el amor, Sergio? ¿Por qué tiene tanta importancia en nuestras vidas y en la literatura?

 

RESPUESTA. Sí, los tres poemarios son un claro viaje por ese mundo llamado amor. Es uno de los grandes temas, quizás es lo que nos mueve, lo que nos hace vivir, no solo se establece con una persona sino que también se ama la vida, los instantes, los silencios… todo aquello que nos apasiona y por lo que nos emocionamos. La carga emocional que puede llevar un poema habita en las arterias de quien lo escribe, y desde allí se hace palabra, y lograr expresar dicha emoción es dejar airear el alma sobre los versos. Tal vez por todo ello se vuelve más atractivo para el lector, aunque no siempre se puede observar en un poema el alma de quien lo escribe, de ahí que estos temas en la literatura sean uno de sus principales pilares. Este libro,  Versamáticas del Ámbar, pretende acercar e introducir las matemáticas de un modo más intenso al lector pero siempre desde una perspectiva sencilla y comprensible

A la vez que el pan durante el proceso de fermentación va adquiriendo cuerpo, presencia y rostro, el poema según avanza crece desde la nada, cobrando historia, belleza, sentido…

 

 

 

 

 

PREGUNTA. Tu último poemario Versamáticas del Ámbar es un libro especial. Es todo un reto. Has hecho poesía a partir de las matemáticas. Te has internado en ellas y has creado estupendos poemas con lo que a priori parece que no lo tiene, y donde el amor y la persona amada son los protagonistas. La cita de Karl Weierstrass que abre el libro lo explica todo: "Un matemático que no es en algún sentido un poeta no será nunca un matemático completo". ¿Las matemáticas son las grandes incomprendidas? ¿Por qué un libro tan diferente?

 

RESPUESTA. Los versos también pueden desnudarse de una forma matemática. Llevar los números al terreno poético fue todo un reto. Si te das cuenta utilizamos las matemáticas para todo. Su función, que es cuantificar y medir, son prácticamente vitales en nuestro día a día. La lógica matemática trata de ordenar el pensamiento, pero… ¿puede ordenar las pulsaciones? ¿Las matemáticas pueden cuantificar y medir cada espacio expuesto por los latidos? Solo había que mostrarlo a través de unos paralelismos entre la esencia numérica y el abrigo de la piel, la emoción en todo su esplendor. La matemática es la gran desconocida del público y a la vez la más utilizada, solo que en una forma liviana y superficial. Este libro pretende acercar e introducir las matemáticas de un modo más intenso al lector pero siempre desde una perspectiva sencilla y comprensible, desde una orilla en la que todos, y yo el primero, podamos bañarnos en su entendimiento. Esos paralelismos, partiendo de definiciones matemáticas sencillas, muestran que todo puede calcularse o también desmoronarse en el más absoluto desorden. La vida, el amor, es luz y sombra, un conjunto completo, un binomio indivisible. Sin uno no hay otro, se es todo. Versamáticas del Ámbar expresa los síntomas que transfieren la vida y el amor en cada uno de nosotros desde un prisma numérico. Los números y los versos son buenos amantes.

 

PREGUNTA. Ponnos, por favor, un poema del libro como ejemplo y que crees que resume y capta con perfección el espíritu del libro.

 

RESPUESTA. 

 

“Patrón"

 

Me has demostrado

que el viento sonríe a destiempo,

que la palabra fines una asimetría de tres letras

que no corrige nuestros párpados,

que la vida es un sueñosi puedo soñar entre tus brazos,

que somos comienzoy largo futuro.

 

Me has enseñadoque los extremos sí se tocan,

que hay instantestan largos como infinitos,

que los dedos poseen habilidades ocultas

si la piel que los amanececarece de moqueta.

En este patrón de realidadeshe sacado un billete de ida,

facturando mi horizonte en la clase turista de tu boca,

embarcando el latir del ámbar en la regularidad de tus alas,

viajando hacia tu ombligo para quedarme para siempre,

allí,  

donde los números convergen.

 

(Se dice que una sucesión, una figura o un objeto matemático presenta un Patrón cuando es posible encontrar cierta regularidad en ellos).

 

PREGUNTA. Después de Versamáticas del Ámbar, ¿cuáles son los planes de Sergio Palomo en lo vital y en lo literario? ¿Qué vas a entregar a los lectores?

 

RESPUESTA. En lo vital seguir caminando, disfrutar de cada experiencia que la vida ofrece en cada amanecer a través de la familia y aquellas personas que te recuerdan quién eres y lo que vales. También disfrutar del trabajo que te alimenta como persona. Seguir aprendiendo. En lo literario este mes de Junio se dictará el fallo del segundo certamen Desconfinados en el cual he tenido el privilegio de formar parte del jurado como ganador de la primera edición. Ha sido una experiencia fantástica, difícil y muy enriquecedora. Quiero seguir leyendo y escribiendo, de momento estaré una temporada muy tranquilo en ese aspecto, para que lo próximo que entregue a los lectores merezca la pena y tenga la originalidad necesaria.

 

PREGUNTA. Como poeta, como escritor, como alguien que vive la vida a través de la poesía, y la poesía a través de la vida, si te dieran a elegir con la obligación de escoger solo una, ¿cuál elegirías?

 

RESPUESTA. Tremenda y complicada pregunta, Jorge. Creo que elegiría la vida, es la que te ofrece todo, la que te obliga a moverte y seguir tu camino. En ella recibes experiencias, adquieres conocimiento, compartes instantes, sonríes, lloras… Está todo a tu alcance, solo tienes que cogerlo. 

 

PREGUNTA. Para terminar, Sergio, tú que eres una persona apasionada con su vocación, y que por eso estás en este espacio de entrevistas TRAMO SEÑALIZADO. CONVERSACIONES CON PERSONAS APASIONADAS CON SU OFICIO, ¿qué le dirías a alguien que duda por apostar por sus sueños, por intentar ser quién es? ¿Merece la pena?

 

RESPUESTA. Le diría que esta vida es un aprendizaje continuo, una carrera de obstáculos que nunca se acaba y en la que se tiene que ser valiente y fuerte para levantarse tras la caída. Somos humanos y tropezamos una y mil veces. Por eso la confianza en uno mismo es fundamental. Se debe apostar por lo que se quiere, se siente y se sueña. Dejar escapar la oportunidad de ser feliz es conformarse con una realidad estancada y sin rumbo. Debemos disfrutar con lo que hacemos, vivir con aquello que nos emociona, compartir con las personas que nos hacen sonreír. Luchar por aquello que te hace vibrar las entrañas, conseguirlo y saborearlo riéndolo a mares. La vida no te da segundas oportunidades, sino caminas no serás nunca feliz.

 

 

                                                       Por Jorge Alonso Curiel

 

 


Sobre esta noticia

Autor:
Alonso Curiel (26 noticias)
Visitas:
6068
Tipo:
Entrevista
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.